El pasado martes 6 de abril nos dejó nuestro amigo y compañero Félix Rozey Arranz, socio fundador y ex-presidente de ActivaMent. Para muchos de nosotros Félix ha sido un referente y un maestro en esto del activismo loco. Muchos nos iniciamos en este camino teniéndolo como modelo y gracias a su apoyo.

Félix es parte de ActivaMent desde antes de su constitución, participando en los primeros encuentros que hacíamos en el desaparecido bar El Pato Loco cuando todavía no éramos una asociación, y él nos dio el empuje para crear esta nueva entidad.

Además, muchos de nuestros proyectos son creación suya. Félix inició en 2011 el Blog de ActivaMent y ha sido el más prolífico escritor entre todo el equipo de blogueros, con más de 40 publicaciones a lo largo de los años. También formó parte del equipo de edición del Blog durante mucho tiempo, ayudándonos a muchas de nosotras a escribir por primera vez sobre nuestra historia de vida y a publicar nuestras propias reflexiones.

Una persona comprometida con las causas sociales, Félix nos habló de derechos humanos, nos alertó hace una década de los peligros del fascismo para las personas psiquiatrizadas, y nos hizo reflexionar sobre el discriminatorio discurso genetista y sus consecuencias. La primera publicación de nuestra Web, escrita por él, se llamaba: Eugenesia y Trastorno Mental: una historia que no hay que olvidar.

También en 2012, Félix fue parte de la primera hornada de activistas formados por Obertament, la campaña catalana de lucha contra la discriminación por motivos de salud mental. Y de su mano, iniciamos nuestro propio equipo de sensibilización comunitaria, para hacer charlas a jóvenes, estudiantes universitarios y profesionales de salud mental, orientadas a romper prejuicios sobre cómo somos las personas diagnosticadas.

En 2012, de la mano de Anna Hernández, Félix nos abrió las puertas para colaborar mensualmente en Catalunya sense Barreres, de Radio Estel, un programa hecho con el apoyo de la Fundación ONCE y el Fondo Social Europeo, que otorgaba voz a los colectivos de personas con discapacidad o en riesgo de exclusión social.

Marcha un compañero de grupos de ayuda mutua y de salidas culturales, un amigo y un apoyo para atravesar momentos difíciles para muchas de nosotras. Félix ha vivido siendo una buena persona y haciendo el mundo un mejor lugar para los demás. Nuestro pésame a su familia, sus amistades, a los compañeros y compañeras de los múltiples espacios de activismo que compartía Félix en Joia, Radio Nikosia, Obertament y en esta, su casa de ActivaMent.

Siempre estarás con nosotros. Hasta la próxima lucha, compañero.